Útero Tabicado o Septo

Hola queridos lectores, en esta oportunidad hablaremos sobre una malformación que se produce 100% en las mujeres, y no por ningún capricho, simplemente porque ocurre en el útero. La enfermedad en cuestión se llama Útero Tabicado, también conocida como Útero Septo. A continuación podrás enterarte todo lo que necesitás acerca de esta malformación: causas, tratamientos, y mucho más, como siempre te tenemos acostumbrado en nuestro sitio blog enfermedades.

¿Qué es el Útero Tabicado o Septo?

El útero Tabicado es la malformación uterina más común de todas; para ser precisos, el 33% de las malformaciones uterinas corresponden al Útero Tabicado. Básicamente en esta anomalía el útero se divide en 2 cavidades, separadas por una especie de tabique, que de más está decir que de aquí proviene el nombre de la enfermedad.

Útero Tabicado o Septo

Contrariamente a lo que muchos piensan, el Útero Tabicado no es necesariamente causa de infertilidad, pero lo que sí hay que aclarar es que es el mayor causante de abortos espontáneos, partos prematuros, cesáreas, muerte fetal, entre otros. Y todo debido al poco espacio que tiene el feto para desarrollarse con normalidad. La expectativa de un embarazo en término con esta malformación es del 5% al 10%.

Causas del Útero Tabicado o Septo:

El tabique -en esta malformación uterina- se genera durante el desarrollo embrionario. En esta etapa, los conductos mullerianos se unen para formar lo que conocemos como útero, trompas de falopio y parte superior de la vagina. Entonces, cuando hay un fallo en esta fusión, se provocan las malformaciones como la del Útero Tabicado.

Tratamiento para el Útero Tabicado o Septo:

Si bien no existe un tratamiento 100% satisfactorio, lo único que se realiza hasta el día de la fecha es una operación conocida como resección histeroscópica. La misma se recomienda únicamente si, tras la extirpación del tabique, el útero adquiere el tamaño normal para poder desarrollar un embarazo con total normalidad. Tras esta operación, el porcentaje de tener un embarazo completamente normal es de un 80% aproximadamente.

Fuente: Papaenapuros.com