Terapia alternativa: acupuntura, sus diferentes tipos

Las terapias alternativas hace tiempo que están en auge. Esto básicamente se debe a los resultados extraordinarios que tienen para muchas enfermedades, y al contrario de la medicina tradicional, sin generar efectos secundarios en las personas. Obvio que no todas las enfermedades pueden tratarse de este modo, pero suena muy tentador.

En esta oportunidad hablaremos de la terapia alternativa por excelencia: la acupuntura, y más precisamente sobre los distintos tipos, que van mucho más allá de la típica agujita clavada en un sector específico del cuerpo. Técnicas como las de pastillas adhesivas, agujas, moxibustion, electroacupuntura, láser y ventosas serán objeto de este informe:

Diferentes tipos de acupuntura:

1- Acupuntura con pastillas adhesivas: técnica muy popular realizada con semillas de mostaza que se pegan en la parte interna de la oreja. Al estar pegadas por un período prolongado, su efecto es continuo  y se utiliza por lo general para el tratamiento de enfermedades pediátricas. Ideal para niños pequeños más que nada por su comodidad y dolor nulo.

2- Acupuntura con agujas: lejos, la más popular de todas, cabe aclarar que el terapeuta jamás entra en contacto con la aguja, esto es para que el procedimiento sea lo más higiénico posible. El pinchazo no debería doler, siempre y cuando se realice con mucha rapidez y técnica. De pincharse mal y sobre todo, fuera de los puntos de la acupuntura, no solo que dolerá, sino que también no ayudará en lo más mínimo. Este tipo de técnica se emplea para un sin fin de enfermedades como por ejemplo: insomnio, epilepsia, enfermedades respiratorias, problemas ginecológicos, rinitis y muchas más.

Terapia alternativa: acupuntura, sus diferentes tipos

3- Acupuntura moxibustion: esta técnica funciona a base de calor. Para ello se utilizan conos o cigarros de moxa (de allí su nombre). Es así que el calor penetra en las zonas específicas del cuerpo. Puede realizarse para personas de todas las edades, y se emplea con mayor frecuencia para promover la función de los órganos.

4- Electro acupuntura: en esta técnica la punción se realiza a base de electricidad. La misma cuenta con varias ventajas: no es necesario una persona extremadamente experta para su aplicación (esto abarata los costos), evita a los pacientes una posible mala colocación de la aguja y cada aplicación en los diferentes pulsos puede ser regulada en intensidad según las necesidades del paciente.

5- Acupuntura con ventosas: es de las técnicas menos utilizadas, pero no por ello menos efectiva. La misma consiste en un grupo de ventosas que estiran la piel en los puntos de acupuntura.

6- Acupuntura láser: mayormente utilizada en la oreja, sirve para tratar trastornos de la vista, arritmias, aftas, hipertensión, así como también para dejar el cigarrillo. Esta técnica no produce ningún tipo de dolor. Por lo que se recomienda para todo tipo de edades.

Fuente: Terapiaalternativa.eu