Clasificación de la Psicosis

3 agosto, 2013 Información  0 comentarios

La Psicosis es una enfermedad mental que se caracteriza por la pérdida de contacto con la realidad. Generalmente incluye: falsas creencias sobre lo que está sucediendo, o de quien es uno, además de ver o escuchar cosas que no existen. A continuación haremos una clasificación de la Psicosis en: Autismo, Psicosis simbiótica, Esquizofrenia y estados Borderline.

1- Autismo: según el DSM III (Manual de psiquiatría), presenta las siguientes características: falta de capacidad de respuesta hacia otros seres humanos , deterioro en las habilidades comunicativas y respuestas extrañas. Recuerden que en la Psicosis aparece una falta de contacto con la realidad, por lo tanto para estos sujetos los “otros” son como objetos con los que no pueden establecer ningún tipo

de vínculo, en algunos casos sólo lo hacen con el terapeuta o con algún otro sujeto significativo.

2- Psicosis simbiótica: la característica es la imposibilidad del niño de separarse de su madre (no confundir con el Complejo de Edipo). El niño se comporta como si él y su madre fueran una unidad. Frente a la separación real entra en estado de pánico, aún si por su edad estuviera en condiciones de elaborarla. Los indicadores de este mal aparecen en aquellas etapas puntuales en las que los niños normalmente empiezan a separarse de su madre. No debe confundirse con ansiedades típicas del niño cuando ingresa a un lugar diferente como el jardín de infantes, este tipo de ansiedad luego se puede manejar.

Clasificación de la Psicosis

3- Esquizofrenia: esta enfermedad es rara antes de los 15 años y después de los 40-50. A menudo se trata de adolescentes reservados, que progresivamente se aíslan del entorno familiar y de sus amigos, volviéndose indiferentes a toda emoción, desinteresados, menos activos, demasiado serios para su edad, que realizan actividades muy absorbentes y solitarias o, en algunos casos, se trata de buenos alumnos que de pronto sin motivo aparente empiezan a presentar problemas de aprendizaje.

4- Estados Borderline: son cuadros que presentan dificultades de clasificación que oscilan entre un grado grave de Neurosis o un tipo de Psicosis. Los síntomas más frecuentes son: escasa tolerancia a la frustración, inmadurez emocional, impulsividad incontrolable, fobias y toda clase de rasgos neuróticos.

Fuente: Libro de texto secundario Adolescencia y Salud.

Etiquetas: